«El Plan de Justicia no es un regalo»: yaquis

29 septiembre, 2021

El gobierno federal de México firmó el plan para «hacer justicia” a la nación Yaqui, el pueblo que casi fue exterminado en un genocidio poco contado. El presidente López Obrador anunció que se invertirán más de 11 mil millones para la restituir derechos a este pueblo guerrero

Texto: José Ignacio De Alba

Fotos: Daniela Pastrana y Presidencia

VICAM PUEBLO, SONORA.- Al pueblo de Torim, en pleno desierto de Sonora, llegaron representantes indígenas y afroamericanos para hacer una ceremonia tradicional. En tierra Yaqui, indígenas de los 68 pueblos pusieron una ofrenda mazateca; sobre un petate de carrizos se colocaron tejidos, puños de maíz, trigo, guaje, cacao, algodón, flores, copal, manzanilla y albahaca. También colocaron un libro: del recién redactado Plan de Justicia del Pueblo Yaqui, que unas horas después firmaría el presidente del país

Era una ceremonia para que el agua regrese al Río Yaqui, un río que ha sido secado con la construcción de presas, y cuyo caudal se ha ido desviando a las tierras de los yoris (personas no yaquis) ricos que habitan la próspera tierra del Valle del Yaqui.

Pidieron perdón a la tierra, saludaron al sol que despuntaba en el amanecer en un rojo fundido, y bendijeron a los animales, a los árboles y al Plan de Justicia. Si se logra el plan que contiene este libro los 40 mil yaquis que integran la tribu podrían abandonar la pobreza crónica a la que han sido condenados.

Entre los álamos se hicieron cantos y bailes tradicionales de varios pueblos indígenas. Los yaquis hicieron las danzas del venado, el coyote y la pascola. Los músicos tocaron músicas y cantos de guerra.

La sobrevivencia de este pueblo fue posible por un espíritu guerrero, aún muy arraigado entre los habitantes. Un líder de la tribu explicó a la concurrencia: “arrancaron las ramas, arrancaron los árboles, pero no acabaron las raíces”.

La firma

El presidente Andrés Manuel López Obrador visitó por tercera ocasión territorio yaqui. Ningún otro mandatario lo ha hecho en tantas ocasiones en la historia reciente de México. También es el único que ha propuesto un programa de inversión tan grande.

López Obrador llegó a Vícam Pueblo, donde fue recibido por los gobernadores tradicionales de siete de los ocho pueblos de la tribu. Faltó el de Loma de Bácum, que no ha participado en los trabajos con el gobierno federal y ha señalado inconformidades.

Durante una hora el presidente, el gobernador del estado, Alfonso Durazo, y otros funcionarios de alto nivel tuvieron una entrevista con las autoridades del lugar en la Guardia tradicional. Esta empalizada erguida sobre tierra con algunos troncos y techada con hojas de palma es un recinto sagrado para los lugareños. También es un sitio temido para varios funcionarios. Un espacio sagrado, “donde no se puede mentir”, y donde varios empleados públicos han sido cuestionados sobre obras incumplidas y administraciones fraudulentas. 

Andrés Manuel López Obrador, encabeza la ceremonia de Justicia al pueblo yaqui. Foto: Presidencia

La reunión duró más de una hora. Con los yaquis el protocolo es el que ordena la tribu. De hecho, el propio “Plan de Justicia” necesitó un año y cientos de reuniones con autoridades del gobierno federal para lograr un acuerdo sobre las prioridades y exigencias del pueblo.

El titular del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas, Adelfo Regino, explicó en el evento:

“Como nunca había sucedido, aquí se presentaron los titulares de cada una de las dependencias del Gobierno de México, hicimos a un lado cualquier vestigio de decisión vertical y unilateral, dando paso a una construcción colectiva de propuestas y soluciones”. 

Los acuerdos

El Plan de Justicia incluye 20 puntos relacionados con la restitución de la tierra, el agua, y derechos culturales y sociales. Entre las acciones está la devolución de más de 20 mil hectáreas a la tribu; la construcción de un acueducto de 158 kilómetros para el abastecimiento de agua; la creación de un Distrito de Riego administrado el pueblo; la recuperación del Río Yaqui; una universidad; la construcción de un hospital regional y seis clínicas; una radiodifusora; además de inversión en programas sociales y culturales. 

El Instituto Nacional de Pueblos Indígenas ha encabezado las mesas de diálogo durante más de un año. Adelfo Regino, abogado mixe que encabeza el INPI, aseguró que los acuerdos logrados son un “hito histórico”, porque “por primera vez se planteó alcanzar una solución de fondo al despojo territorial y a los agravios al pueblo yaqui”.

Amor con amor se paga

A nombre de la tribu habló el secretario de la Guardia tradicional del pueblo de Tórim, Jesús Patricio Varela. Su mensaje fue contundente: 

«México es una República que se dibujó como si nosotros no existiéramos”, destacó.

“El plan de justicia no es un regalo, no es un asistencialismo. Busca devolvernos lo que es nuestro, territorio que nos fue quitado, el agua que nos han limitado y la dignidad que nos han querido robar”.

A mitad de su mensaje, un tamborilero indicó que era el mediodía. El secretario pidió a los asistentes que se hiciera una reverencia al sol, como es costumbre entre los pueblos yaquis.

Después, Patricio Varela expuso que el Plan de Justicia es también el primer paso para que otros pueblos indígenas y afromexicanos logren procesos similares. Por eso entregó al presidente una propuesta de reforma constitucional sobre los derechos indígenas respaldada por 650 mil firmas.

“Le pedimos que la haga suya y a nuestro nombre la presente al Congreso de la Unión. Ayude ”, le dijo.

Al final de su intervención Patricio Varela le dijo a López Obrador: “Amor con amor se paga y nosotros lo queremos y respetamos mucho. Ayude a México para que en el futuro no se vuelvan a repetir los horrores del pasado, para que nunca más haya un México sin nosotros, los pueblos indígenas”.

El mandatario se emocionó con las palabras que le dirigieron. Minutos después intervino el invitado de honor: Cuauhtémoc Cárdenas, hijo del general Lázaro Cárdenas, quien como presidente restituyó parte de las tierras a los Yaquis, además de que las dotó de agua. Aunque con los años aquellas concesiones terminaron siendo incumplidas. 

Cárdenas dijo que había que reconocer el plan de Justicia presentado, pero advirtió que el mandatario debe conciliar con Loma de Bácum:

“Si el titular del Ejecutivo escuchara de manera directa a las partes en conflicto, con su intervención se encontrarían soluciones a los conflictos existentes”.

Cuauhtémoc Cárdenas

Durante el evento pobladores de Loma de Bácum se manifestaron para pedir la justicia, pues el día previo a la visita del presidente, la fiscalía estatal informó que fueron identificados los cuerpos de cinco de los 10 yaquis desaparecidos desde julio pasado.

El presidente aseguró en su intervención que el régimen de represión contra los pueblos originarios ha quedado en el pasado.

El de este martes fue uno de los discursos más breves que ha hecho el mandatario en su recorrido histórico. Pero se encargó de ofrecer perdón a nombre del Estado mexicano a un pueblo que ha sido cruelmente lastimado:

“Deseamos ofrecerles perdón por los crímenes de Estado que se cometieron contra sus antepasados, sobre todo durante el porfiriato”.

Los 20 puntos del plan

El acuerdo firmado por el presidente y los gobernadores de los 8 pueblos incluye 20 puntos: los primeros cuatro son sobre tierra y territorio, los siguientes cuatros se refieren al agua, del 9 al 18 son de salud y bienestar y los últimos dos son de medidas de implementación.

Estos son extractos de los 20 compromisos:

1. El Gobierno de México regresará al Pueblo Yaqui más de 20 mil hectáreas de tierra, que son la diferencia entre el Decreto de 1940, emitido por Lázaro Cárdenas, y la ejecución realizada en 1997. El Gobierno de México y las autoridades tradicionales, trabajarán para regularizar las superficies de tierra que el Pueblo Yaqui ha recuperado y tiene en posesión. La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), trabajará para que las superficies identificadas como terrenos baldíos y aquellas que resulten terrenos nacionales, se incorporen al Territorio del Pueblo Yaqui. También superficies que han sido medidas y deslindadas, y se encuentran ocupadas y que sean declaradas terrenos nacionales (esto se hará “mediante el diálogo y la negociación con los posesionarios”). Todas las tierras que sean objeto de resarcimiento se entregarán y se titularán como propiedad colectiva del Pueblo Yaqui.

2. Sobre los predios de “La Cuchilla” de Bahía de Lobos, superficie que fue expropiada en 1997, el Fideicomiso Fondo Nacional de Fomento Ejidal (Fifonafe), realizará todas las acciones que sean necesarias para, en su caso, solicitar su reversión y ponerlos a disposición del Pueblo Yaqui.

3. Para las tierras alrededor de la Presa Álvaro Obregón, “El Oviachic”, conocidas como “La Matanza”, “El Tigre” y “El Rescate” o “Las Piedritas”, en posesión de la comunidad de Loma de Guamúchil-Cócorit, y las de «presunta pequeña propiedad o en posesión de particulares» que se ubican fuera de “La Cuchilla” y en los “Puntos Naturales” solicitados por el Pueblo Yaqui, Sedatu realizará los procedimientos para, en su caso, declararlos terrenos nacionales. También regularizará la situación jurídica del Ejido Ramón Morales Borbón, conocido como “Campo Morgan”, en la comunidad de Belém.

4. Se dará especial atención a la demanda de recuperar los terrenos de “Las Trincheras del Moscobampo” y “El Moscobampo” por su gran valor histórico y sagrado.

5. El Gobierno de México reconoce el derecho del Pueblo Yaqui a usar, disponer y aprovechar el 50 por ciento del agua del río Yaqui, como lo establecen los Decretos de 1937 y 1940 emitidos por Lázaro Cárdenas. Como parte de esa agua ya ha sido concesionada o asignada a otros usuarios, “con la debida consideración y respeto a dichos derechos”, se establecerán los criterios requeridos para lograr una redistribución progresiva a favor del derecho del Pueblo Yaqui, asegurando que el Pueblo Yaqui participe en la toma de decisiones del agua del río Yaqui. En lo sucesivo prevalece el principio original de que el Pueblo Yaqui puede disponer del 50 por ciento del agua del río Yaqui y cualquier uso o demanda posterior tendrá que ser acordada con dicho Pueblo.

6. Sobre el agua de uso doméstico. Se acuerda construir el “Acueducto Yaqui”, con su planta potabilizadora, que lleve agua de la Presa “El Oviachic, hasta Las Guásimas y que provea de agua potable suficiente y de calidad a las 8 comunidades tradicionales y localidades del Pueblo Yaqui. El acueducto tendrá una longitud de 158 kilómetros y un volumen de 9 millones de metros cúbicos. El Pueblo Yaqui será el titular del derecho al agua potable y administrador de dicho recurso a través del Organismo Comunitario de Administración del Agua que decida.

7. Para el agua para riego. Se crea el Distrito de Riego 018 y se iniciará el proceso de transferencia al Pueblo Yaqui, quien es el titular del derecho al agua y su administrador, a través de la Comisión Jiaki del Agua. El Distrito tendrá una superficie total de 126 mil 259 hectáreas, con una superficie irrigable de 61 mil 223 hectáreas y un volumen de agua de 673 millones de metros cúbicos, incluyendo tierras ubicadas en los márgenes derecho e izquierdo del río Yaqui.

8. Sobre la recuperación del río Yaqui. Se realizarán los estudios sobre el caudal ecológico, para definir y ejecutar las estrategias y acciones que permitan recuperar y mantener el río Yaqui y estabilizar sus acuíferos, a fin de preservar los ecosistemas y fortalecer la cultura del Pueblo Yaqui.

9. La Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI), con las Autoridades Tradicionales del Pueblo Yaqui, elaborarán e instrumentarán un Modelo Educativo integral Yaqui que atienda su cultura, conocimiento y cosmovisión, en todos los niveles y modalidades. El modelo incluye la creación de la Universidad del Pueblo Yaqui, un Centro de Investigaciones, y otro de Artes y Oficios, un Bachillerato Intercultural Comunitario, además de cinco Comedores de la Niñez Indígena

10. El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), a través del Programa IMSS Bienestar, construirá y pondrá en operación de un Hospital Rural de Segundo Nivel en la comunidad de Vícam Switch; también construirá, rehabilitará y equipará seis Unidades Médicas Rurales (en Vícam Pueblo, Primera Cabecera, Pótam, Segunda Cabecera, Tórim, Loma de Guamúchil-Cócorit, Loma de Bácum y Belém); en Ráhum y Huírivis habrá una brigada de salud permanente. Se generará un modelo de atención intercultural que garantice el acceso a servicios, acordes a la cultura del Pueblo Yaqui y sin discriminación, así como el reconocimiento y respeto de la medicina tradicional.

11. La Secretaría de Cultura, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), el Instituto Nacional de Lenguas Indígenas (INALI) y el INPI implementarán un Plan de Acción para el fortalecimiento, rescate y revitalización de la lengua Yaqui, la espiritualidad, los ciclos y fiestas tradicionales, los lugares y objetos sagrados, la memoria histórica de la cultura e identidad Yaqui. La Secretaría de Relaciones Exteriores ya gestiona ante el Gobierno de Suecia el retorno de la colección de objetos sagrados «Maaso Koba».

12. A partir del 28 de septiembre comenzará a funcionar la Radiodifusora Cultural Indígena “La Voz del río Yaqui”, que transmitirá en Frecuencia Modulada (XHCPCT-FM, 89.3 FM FM), que ya tiene la concesión correspondiente del Instituto Federal de Telecomunicaciones.; con sede en la comunidad de Tórim, transmitirá las 24 horas de los 365 días del año, con 50 mil Watts de potencia, con un área de servicio de 65 Km a la redonda del Cerro Onteme,

13. La Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) ya ejecuta mil 722 acciones de vivienda; también están proyectadas 38 obras de mejoramiento urbanos en los 8 pueblos, entre ellas la rehabilitación de las Guardias Tradicionales, espacios deportivos, de desarrollo infantil y comunitarios; hay 42 obras de introducción y ampliación de infraestructura eléctrica , 8 de conservación de caminos de acceso a las comunidades, pavimentación de concreto hidráulico de 5.1 kilómetros de la carretera a Tórim (mediante administración y ejecución directa de la comunidad y el uso de mano de obra comunitaria) y la construcción de dos sucursales del Banco de Bienestar. Las obras de infraestructura básica tendrán continuidad durante los ejercicios fiscales 2022 y 2023.

14. La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) y las autoridades tradicionales implementarán un Proyecto Estratégico con acciones calendarizadas y suficiencia presupuestal en el periodo del 2021 al 2024, que incluye apoyo de infraestructura, maquinaria, implementos, equipos diversos, beneficios directos y asistencia técnica con un enfoque de integralidad, bienestar, sustentabilidad y desarrollo económico. El proyecto contemplará la perspectiva y prioridades del Pueblo Yaqui para avanzar en la autosuficiencia alimentaria familiar y comunitaria, a través de la integración de actividades económicas, tales como la compra organizada de insumos, acopio, procesamiento y comercialización de sus productos. Se respetará el derecho de exclusividad de pesca que tiene reconocido el Pueblo Yaqui en el Decreto del 18 diciembre de 1973, emitiéndose las medidas que sean necesarias para garantizar su permisibilidad y el cuidado de sus recursos naturales y ecosistemas.

15.- Se implementará una  estrategia de reducción y eventual eliminación de agroquímicos, pesticidas y descargas de aguas residuales, así como el manejo integral y sustentable de su territorio, sus ecosistemas y biodiversidad, y atenderá los problemas de contaminación de los cuerpos de agua, la erosión de los suelos y rehabilitación de suelos salinos, impulsando esquemas de restauración y remediación. El Gobierno no dará permiso, autorización o concesión alguna para la explotación minera en el Territorio Yaqui, así como permisos y autorizaciones para la liberación de organismos genéticamente modificados. La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), fortalecerá Instrumentos Ambientales de Gestión Territorial Comunitaria, donde se protejan las especies, recursos naturales, la biodiversidad y sus ecosistemas. Se fortalecerán, en colaboración con las Autoridades Tradicionales del Pueblo Yaqui, programas de información, capacitación y educación ecológica desde una perspectiva cultural y respetando la forma de transmisión de conocimientos.

16. El Gobierno de México garantiza y respeta la libre determinación y autonomía del Pueblo Yaqui, mediante su reconocimiento como sujeto de derecho público. En virtud de ello, se da pleno reconocimiento y respeto a su sistema de gobierno tradicional, sea en el ámbito comunitario o regional, de conformidad con sus propias leyes, instituciones y procedimientos. El Pueblo Yaqui y las comunidades que lo integran, tendrán la capacidad de recibir y administrar, de manera directa, los recursos públicos que les correspondan, reconociendo sus mecanismos para el manejo transparente y rendición de cuentas.

17. La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, la Guardia Nacional y las demás instancias competentes, con las Guardias Tradicionales, trabajarán en un plan de seguridad y se establecerán medidas para garantizar la seguridad de las autoridades, instituciones y todas las personas que trabajan en la implementación del Plan de Justicia del Pueblo Yaqui. Lo anterior, de conformidad con el artículo 9, fracción II, incisos a) y f) de la Ley de la Guardia Nacional y en estricto apego a lo establecido en los artículos 2o. y 21 de la Constitución Federal.

18. Iniciará un análisis, revisión y definición de las propuestas de solución a los reclamos existentes en su jurisdicción territorial, producto de diversas obras de infraestructura y servicios existentes.

19. El Gobierno de México establecerá las medidas normativas y administrativas necesarias para la implementación plena y efectiva del Plan de Justicia del Pueblo Yaqui; y promoverá las reformas constitucionales y legales que correspondan para el pleno reconocimiento y ejercicio de los derechos del Pueblo Yaqui y de los pueblos indígenas del país.

20. Las dependencias involucradas considerará en sus anteproyectos de Presupuesto los recursos financieros que se requieran para el cumplimiento de los acuerdos. Las dependencias deberán destinar los recursos financieros, humanos, técnicos y materiales necesarios para la implementación. Cualquier modificación o adición a los presentes Acuerdos deberá ser analizada y consensada entre el gobierno y las autoridades tradicionales, basada en el respeto mutuo, la confianza y la buena fe.

En este link se puede consultar el documento completo del Decreto

Historias


Volver al inicio

PARTE 1: Antes del plan

Foto: Daliri Oropeza

Don Camilo, el historiador descalzo que guarda un archivo-tesoro en su solar

En un momento donde la violencia, las drogas, la sequía, el empobrecimiento asedian al pueblo yaqui en Sonora, el gobierno federal intenta crear un plan de justicia a más de 100 años de la Guerra del Yaqui. Pero no es tan fácil, quizá el archivo histórico de don Camilo, con documentos únicos, pueda dar pistas sobre lo que hay que hacer.

Leer más

Foto: Daliri Oropeza

Desmontar un gasoducto y venderlo como fierro viejo: una historia de mujeres yaquis

El gasoducto ya era cosa consumada, o eso consideraban la empresa, la filial y el gobierno de Sonora. Se equivocaron. Las mujeres yaquis narran cómo frenaron este proyecto.

Leer más

Foto: Daliri Oropeza

Ser yaqui y joven: el cristal o la resistencia

La antropóloga Raquel Padilla una vez dijo que la droga conocida como cristal estaba acabando con los jóvenes yaquis. Y si acabas con los jóvenes, ¿qué queda? preguntó. ¿Cómo detener este nuevo exterminio?

Leer más

Foto: Daliri Oropeza

Pueblo Yaqui recupera la Danza del Coyote

Pasaron 10 años desde la última vez que el pueblo Yaqui realizó la Danza del Coyote. Una danza tradicional de guerra que dejaron de realizar por la falta de recursos, desinterés de las autoridades tradicionales y el desplazamiento de su modo de vida. Ahora solo los viejos la saben. Pero en uno de los ocho pueblos, la danza renació

Leer más


PARTE 2: El Plan de Justicia

Foto: Esoecial

«El Plan de Justicia no es un regalo»: yaquis

El gobierno federal de México firmó el plan para «hacer justicia” a la nación Yaqui, el pueblo que casi fue exterminado en un genocidio poco contado. El presidente López Obrador anunció que se invertirán más de 11 mil millones para la restituir derechos a este pueblo guerrero

Leer más

Foto: Daniela Pastrana

¿Se puede resarcir el daño de un genocidio indígena?

En el pueblo de Tórim se concentró el Ejército mexicano para exterminar a los yaquis. Pero aquel genocidio fracasó. Entre las ruinas de un cuartel militar la maestra Laura Hernández Urzúa, relata la épica lucha de sobrevivencia de su pueblo; también los retos del Plan de Justicia propuesto por el gobierno encabezado por Andrés Manuel López Obrador

Leer más

Fue educado en escuelas católicas hasta que se volvió ateo. Es huraño y trotamundos. Estudió periodismo y nunca se graduó. Suele tener más fe en las viejas narrativas que en las nuevas. Le gusta escribir historias.

Quería ser exploradora y conocer el mundo, pero conoció el periodismo y prefirió tratar de entender a las sociedades humanas. Dirigió seis años la Red de Periodistas de a Pie, y fundó Pie de Página, un medio digital que busca cambiar la narrativa del terror instalada en la prensa mexicana. Siempre tiene más dudas que respuestas.

Relacionado