Los nombramientos que no llegan

25 marzo, 2021

Tatyi savi

Algunos normalistas egresados en Guerrero llevan dos años frente a grupo sin recibir un peso por su labor académica. Lo que se percibe es discriminación institucional

Twitter: @kausirenio

El viacrucis de los normalistas egresados de las escuelas públicas en Guerrero aún no termina, a pesar que algunos de ellos llevan dos años frente a grupo siguen sin recibir un peso por su labor académica. El gobernador Héctor Astudillo Flores ha dicho que no tiene techo financiero, no tiene presupuesto y le echa la pelota al gobierno federal. 

Los maestros, sin embargo, imparten clases en las comunidades con el único anhelo que les entreguen sus nombramientos para que puedan cobrar, mientras esto no suceda no hay forma de que se garantice que los niños tengan acceso a la educación y los noveles maestros a derecho laboral.

El 9 de febrero de 2021, el portal Pie de Página publicó una entrevista con el profesor Margarito González Palacios, quien afirmó que por lo menos en su zona escolar había maestros que llevan dos años en el servicio magisterial, sin que les hayan entregado su nombramiento. 

Uno de estos casos es el de German Cantú Mentado, quien llegó a Rancho Viejo hace dos años como profesor bilingüe con un contrato de seis meses. Pero la Secretaría de Educación de Guerrero (SEG) no le entregó otro nombramiento y hasta la fecha sigue sin cobrar. En la comunidad donde trabaja Cantú Mentado, la mitad de los maestros trabajan por contratos.

El pecado de la comunidad de Rancho Viejo, municipio de Tlacoachistlahuaca, es que está en la entrada de La Montaña, una de las regiones más pobres de Guerrero, que concentra la mayor población indígena del estado. También es una de las zonas de mayor marginación de todo el país.

El caso de esta población cobra relevancia porque la escuela primaria Hermenegildo Galeana, donde trabaja Germán Cantú Mentado, permaneció cerrada cinco meses tras los asesinatos de dos profesores a manos de civiles armados, el 5 de diciembre de 2018. De ahí se reabrió con profesores que llegaron por contrato, en abril de 2019, con el apoyo del supervisor escolar de la zona 107, Margarito González Palacio.

El deterioro educativo se generó desde la administración del entonces gobernador interino, Ángel Aguirre Rivero, y después con su sucesor, René Juárez Cisneros, quienes entregaron plazas a los allegados del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), con el cual abrieron un boquete financiero sin que hasta ahora se haya resuelto. 

El gobierno de Astudillo Flores sabía del colapso educativo que se aproximaba, pero guardó silencio, hasta que el gobierno federal anunció que no iba a pagar a maestros que no estén en el Fondo Nacional para la Nómina Educativa (FONE), a partir de esta fecha la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) se movilizó, pero no tuvo eco y los maestros por contrato se quedaron sin salario. 

Otro dato sobre esta incertidumbre que aqueja a los maestros normalistas que egresaron de 2011 a 2017, es el resabio de la reforma educativa del gobierno neoliberal de Enrique Peña Nieto. Ahí está la raíz de esta problemática en el sector educativo de Guerrero. 

La falta de pago a maestros por contrato, desde que se puso en marcha la reforma educativa, es otro problema que el gobierno de Guerrero no ha resuelto. De hecho, hay personal docente administrativo que aún no tienen basificación, mientras que una parte si cuenta con nombramiento recibieron plazas por acuerdos políticos de la Sección XIV del SNTE.

El supervisor Margarito González Palacio, en entrevista con Pie de página, dijo que gestionó con la Secretaría de Educación Guerrero, para que entregaran nombramientos y contratos a 15 maestros que están a su cargo desde junio del año pasado, al parecer la petición de maestro Ñuu Savi no tuvo eco, porque el personal a su cargo, tomaron la carretera federal Acapulco-Pinotepa Nacional, el miércoles de esta semana.

Uno de los activistas que tomaron la carretera es precisamente Germán Cantú Mentado quien lleva dos años sin salario, pero tampoco ha abandonado su centro de trabajo. De acuerdo con  fuentes cercanas a los inconformes con la SEG son maestros egresados de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa en la generación 2015, 2016 y 2017.

Mientras los maestros radicalizan su protesta en Guerrero, el candidato de la coalición PRI-PRD sigue su gira sin explicar los conflictos que generó la Reforma Educativa que el PRI, PAN y PRD avalaron en el sexenio de Enrique Peña Nieto. 

Lo que se percibe con los maestros indígenas que trabajan sin que se les pague por falta de nombramiento es discriminación institucional, porque no es de ahora que han salido a denunciar la falta de salario, sino que lo han hecho desde que no les llegó su primera quincena, pero esto no ha sido suficiente para que los incorporen a la nómina.

Periodista ñuu savi originario de la Costa Chica de Guerrero. Fue reportero del periódico El Sur de Acapulco y La Jornada Guerrero, locutor de programa bilingüe Tatyi Savi (voz de la lluvia) en Radio y Televisión de Guerrero y Radio Universidad Autónoma de Guerrero XEUAG en lengua tu’un savi. Actualmente es reportero del semanario Trinchera.

Relacionado