Temacapulín gana y expone 15 exigencias al gabinete de AMLO sobre Presa El Zapotillo

11 noviembre, 2021

Luego del acuerdo entre el gobierno federal y pobladores de Temacapulín, Palmarejo y Acasico para que la Presa El Zapotillo opere sin que los poblados sean inundados, la reparación del daño queda en manos de la abogada ambientalista Claudia Gómez Godoy. Las comunidades expusieron 15 demandas, que incluyen una auditoría a la obra que comenzó en el sexenio de Felipe Calderón

Texto: Susana Rodríguez y Jade Ramírez / Perimetral

JALISCO.- El activista Gabriel Espinoza leyó a nombre de la comunidad afectada por la Presa El Zapotillo 15 exigencias a funcionarios del gobierno federal al dar el banderazo inicial al Plan de Justicia, tras la cancelación de la inundación de las comunidades.

A la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales le demandaron la restauración del Río Verde y la cancelación de las licencias de extracción de materiales.

A Bienestar, programas de atención para adultos mayores; al Instituto Nacional de Antropología e Historia la preservación y conservación del patrimonio. A la Secretaría de Turismo, el nombramiento de Pueblo Mágico, y la lista sigue.

Entre las peticiones está una disculpa pública, iniciar una auditoría técnica y financiera de la obra Zapotillo. El derecho al retorno de los habitantes de Palmarejo que fueron desplazados al predio Talicoyunque en calidad de hacinamiento en gobiernos anteriores.

El encuentro se dio en Cañadas Obregón, Jalisco, con el presidente López Obrador y su gabinete formal, y representantes de los tres pueblos afectados por la Presa El Zapotillo cuya construcción desde 2009 pretendía inundar las comunidades.

Arturo Martínez Santoyo, titular de la Comisión Nacional del Agua, informó que en el proyecto acordado para que opere la presa sin inundar los pueblos se integraron las aportaciones y recomendaciones de las comunidades y sus equipos técnicos. 

De acuerdo con el funcionario, la presa tendrá ventanas vertedoras en la cortina que evacuarán el agua sin inundar ninguna de las tres comunidades. 

En octubre pasado, pobladores de Palmarejo, Acasico y Temacapulín acordaron con el presidente López Obrador en una asamblea informativa que continuarían los trabajos de la presa el Zapotillo para que la cortina tenga 80 metros de altura. Los habitantes propusieron construir un vertedero para evitar que la presa se llene a más de 42 metros.

Gabriel Espinoza Íñiguez, quien inició la resistencia contra la presa siendo sacerdote y se convirtió en activista, rememoró el inicio de la Revolución del Agua hace 11 años:

“Queda demostrado que la unión, la organización, la perseverancia, la lucha, la resistencia y la dignidad que hemos mantenido por 16 años los pueblos campesinos que habitamos en esta región del Río Verde de los Altos de Jalisco es semilla, la hemos sembrado, ha florecido y está dando frutos”. 

Asistieron los titulares de la Secretaría de Gobernación, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de la Defensa Nacional, Relaciones Exteriores, Comunicaciones y Transportes, y Bienestar.

También el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Educación Pública, Trabajo y Previsión Social, Cultura, Turismo, entre otros.

Se enunciaron los duelos en 16 años de lucha

Los abucheos al gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, no se evitaron ni coartaron recién iniciado el evento en la plaza de Temacapulín.

La primera voz que se dejó escuchar fue la de María de Jesús García nacida en Temaca, emblema de la resistencia de los adultos mayores.

Ella habló de las vidas que el proyecto de la Presa El Zapotillo cobró en estos 16 años de lucha y resistencia.

Por más romance entre Temacapulín y Acasico con el presidente López Obrador, la contundencia y los reclamos no se esconden, como lo recapituló la misma Marichuy.

“Hoy queda demostrado que cuando el pueblo lucha por su dignidad, justicia, sin olvidar su identidad, y con un gobierno como el de usted, queda en los hechos que existe el diálogo y voluntad para llegar a acuerdos a favor de la vida y caminar juntos en armonía, paz y tranquilidad, como lo hemos deseado”. 

La recuperación de las comunidades, “autogestionada”: AMLO

El presidente de la República calificó de ejemplar la lucha de los tres pueblos.

“Con la resistencia de estos años pusieron a salvo no sólo el territorio, sino también las costumbres y tradiciones de esta región de Jalisco”, dijo López Obrador.

Se comprometió a salvaguardar a los pueblos incluso en las temporadas de fuertes lluvias, y a dar cumplimiento a las 15 peticiones de los pueblos.

Incluso el propio presidente les planteó la posibilidad de que permanezcan organizados o generen «otro esquema de asociación», para que reciban de forma directa los recursos federales.

Antes de culminar la sesión pública entre el gabinete federal con los afectados por la Presa Zapotillo, el presidente López Obrador anunció una nueva visita de seguimiento.

Foto: Perimetral.

Reparación del daño por Zapotillo en manos de abogada.

El gobierno federal nombró como encargada para la reparación del daño a los afectados por la Presa Zapotillo a la abogada ambientalista Claudia Gómez Godoy.

En más de 13 años, la litigante ha conocido a profundidad los estragos del conflicto socio-ambiental por abastecer de agua a Guadalajara y Guanajuato.

Ella entiende el galimatías jurídico de más de 16 juicios de amparo contra expropiaciones, por la suspensión de la obra y la Controversia Constitucional.

La defensora de derechos humanos verá los asuntos de la reparación integral e indemnización a las comunidades, y lo que corresponda con las empresas involucradas.

Perspectiva en justicia, género y dignidad

Su expertís radica en diseñar la estrategia jurídica de afectados ambientales en el sureste mexicano, comunidades wixaritari, Nayarit, luchas antiminas, campesinas y ejidos.

Colaboró en la creación del Protocolo de Actuación para quienes imparten justicia en Proyectos de Desarrollo e Infraestructura de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

La abogada encargada de la reparación del daño por Presa Zapotillo es egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México, integrante de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos.

Cuenta con prestigio entre las organizaciones civiles mexicanas, movimientos ambientalistas, la academia y agrupaciones internacionales.

Los pueblos decidieron

La relación de Temaca, Acasico y Palmarejo con Andrés Manuel López Obrador no inició hace dos años.

En 2010 Emilio González Márquez cuando las bancadas del Partido de la Revolución Democrática y del Partido del Trabajo, decidieron sesionar en Temaca durante las giras de pre-campaña de AMLO, envió patrullas de la Policía Estatal.

Los representantes de las izquierdas al lado de López Obrador los echaron del pueblo, pues bloqueaban la presencia de legisladores contra la Presa Zapotillo.

Lo deseable y lo posible

Gabriel Espinoza recién describió cómo fue tomar la decisión de aceptar modificaciones a la cortina de la represa y postergar el desmantelamiento.

“Una es la cosa deseable y otra lo posible. En este caso para Temacapulín, Acasico y Palmarejo lo interpretamos como lo posible en este presente histórico; lo que no se pudo detener porque los pueblos luchamos y yo mismo lo señalé 10 de octubre: Temacapulín es la capital mundial contra las presas desde 2010, tenemos siete compromisos con el planeta a los que no vamos a renunciar pero en este presente histórico es lo posible, quizá lo posible en próximos tiempos será el desmantelamiento pero en este momento, lo posible es lo que llaman los técnicos ‘el reacondicionamiento de la obra’ para que no se inunden los pueblos y utilizar la infraestructura que ya existe para que no niegue ese gasto de 3 metros cúbicos por segundo de utilidad y fijar posturas: las que son reconciliables e irreconciliables, pues no renunciamos que son ríos para la vida».

“No repetición e indemnización colectiva”

Claudia Gómez Godoy, desde 2019 cuando inició el diálogo para llegar a este momento, sabía que no se trata solo de la altura de la cortina y volúmenes de agua.

Para quien trabajará en coordinación con la Comisión Nacional del Agua, se trata de una oportunidad para dejar precedentes.

La apuesta es que no se repitan en ningún otro pueblo a nombre del desarrollo, violaciones a los derechos humanos cometidas por gobiernos, empresas y capitales extranjeros.

“Habría que iniciar nuevas acciones, hay daños ocasionados, mucho dinero que se dejó de invertir, gente que murió a consecuencia de la presa; más adelante si se da el desmantelamiento hay que pensar en las indemnizaciones y una cosa que queremos construir, es lograr garantías de no repetición, que no haya una vez más otro Temacapulín por la construcción de una obra o megaproyecto que finalmente no se hace y hay consecuencias económicas, sociales, culturales que están ahí, sí hay indemnizaciones ¿Cuántos años se dejó de invertir? Ese dinero que se dé de manera colectiva. Hay muchos estudios de cómo se puede revertir las violaciones a los derechos humanos con la indemnización colectiva. No estamos pensando en indemnizaciones individuales sino una reparación colectiva, en donde se restituyan sus derechos, ese dinero que se dejó de invertir se invierta, donde se dé una disculpa pública, donde hablemos de una reparación integral”.

La lucha no termina

La propuesta técnica de seis vertederos a lo largo de la cortina y escurrimientos de excedente por la corona de la presa convenció a las comunidades.

Pero después del 2024 sigue latente la posibilidad de que un gobierno estatal promueva otra altura de la cortina, un nuevo convenio e incluso el trasvase del río Verde.

Claudia Gómez Godoy es abogada antirrepresas que construirá a nivel comunitario la reparación integral del daño.

Tendrá que tomar en cuenta los castigos presupuestales impuestos por el Gobierno Federal, Estatal y Municipal a Temacapulín y Acasico en 16 años.

A eso se suma el estrés postraumático en niñez, jóvenes y ancianos habitantes de los pueblos. También las enfermedades crónico-degenerativas asociadas al sistema nervioso que aceleraron la muerte de más de 20 personas.

Los proyectos agrícolas obstaculizados, la falta de infraestructura y lo que decidan las comunidades como horizonte.

Temacapulín ha recibido ofertas de mercantilización turística durante los años de lucha. Aún sin nombramiento oficial de Pueblo Mágico, conserva prácticas y condiciones como destino único en la región de Los Altos.

Empresas sí cometieron violaciones a derechos humanos

Este año se cumple una década de la creación del Grupo de Trabajo Empresas y Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

En 2018 una visita oficial a México de integrantes del GT visitó Jalisco y escucharon las denuncias contra las empresas constructoras de la Presa Zapotillo, o las que extraen agua, propician la explotación laboral, desarrollan fraccionamientos, construyen hidroeléctricas y geotermia.

Lo que se asoma además de los acuerdos con los gobiernos federal y estatal es la reconciliación intercomunitaria que reestablezca las relaciones alteradas por la imposición.

No se trata de un proceso fácil y ahora recae en la acompañante incondicional de Temaca, Acasico y Palmarejo: la creadora del Chiltemaca.

*Esta nota fue realizada por PERIMETRAL. integrante de la alianza de medios de la Red de Periodistas de a Pie. Aquí puedes leer la original.

Enfocada a la cobertura de temáticas sobre derechos humanos, conflictos socio-
ambientales y cultura. Ha sido premiada por la Bienal Internacional de Radio en la
categoría de Radioarte, Radio Indigenista, Mesa de Análisis y Debate; finalista del Premio Fundación Nuevo Periodismo en 2007 y 2009. Obtuvo el Premio Internacional de Periodismo Rey de España por el reportaje “La Discriminación vuela por Avianca”, también en 2009. Actualmente escribe para medios digitales y realiza reportajes para la radio y televisión universitaria en Jalisco.

Relacionado