De cuidados, afectos y el coronavirus

Ante la inminente crisis global del sistema de salud, se hace cada vez más evidente que somos las mujeres quienes estamos asumiendo gran parte de los cuidados. Volveremos al espacio privado como un refugio, un sitio donde podemos resguardarnos mientras afuera sucede lo inesperado. O así debería ser

La leche que nos borra

La leche, aquello que me conectaba con mi bebé y me vinculaba a la humanidad en su genealogía animal, era a la vez lo que me aislaba de esa civilización a la que creía pertenecer. Para amamantar tenía que apartarme de los grupos y diálogos con intelectuales,  talleres literarios, tertulias, reuniones de trabajo con mis colegas, de los encuentros familiares